del buen Vivir y del arte de sobreVivir

Aunque soy militante del Buen Vivir,
a ratos me toca sobreVivir.
Moverme en terrenos viscosos. Un tanto pegajosos. Cañeros y esponjosos.
Desempolvar el coraje… y enfadarme un poco con la Vida.
Pisar el acelerador. Y suspirar por el Slow.
Contracturar el alma (y pagar el precio con algunos nudos en la espalda).

Pero sobreVivir… es el arte de la superVivencia. O sea,   Vivir a tope.  Y también sentirse superViva.
Aunque sea un poco acelerada, un poco motorizada, un poco abrumada, un poquito sobregirada y un tanto aturullada.

Así que mientras queden fuerzas, mientras solo sea un poquito más… SobreViviré.

(Y luego ya me pido un poquito del Buen Vivir… Plis)

Allá voy. Nuevo impulso… para esta semana que comienza al son de este: Eeeeegunon mundo!!!

multitask web

¡¡¡Compártelo!!!